Legión de María celebra cien años
...

Cien años están celebrando las hermanas y hermanos de la Legión de María. Cien años dedicados a la salvación de las almas. Luzmira Vargas, presidenta de la curia del Rosario de Copiapó, y Rosa Tapía, su vicepresidenta, nos cuentan sobre este movimiento católico mariano, con autoridad eclesiástica, que funciona "en todo el mundo".

La Legión de María se formó en Dublin, Irlanda, el 7 de asptiembre de 1921, víspera de la Natividad de la Virgen de María. Su fundador fue Frank Duff. En Atacama, la autorización eclesiástica la dio Monseñor Juan Francisco Fresno en 1958. Las fundadoras en la diócesis fueron Rosa Pérez Morey, Inés Araya Neira y Teresa Cavada, entre otras. Actualmente, la que tiene más tiempo es la hermana Zoila López García, que va a cumplir 60 años dedicada a la Legión; en Caldera está Dora Galleguillos Garzón, que va a cumplir 58 años en la Legión. Son las más antiguas que están activas.

Rosa y Luzmira nos explican que la estructura y funcionamiento de la Legión usa palabras en latín, porque se basan en la Legión romana, "famosa por su disciplina y obediencia que les permtiió conquistar tantos territorios en todo el mundo". Rosa nos dice: "La Legión es un ejército, bajo el manto de nuestra Capitana, la Virgen Maria, y con el poder del Espíritu Santo, que es nuestro General. Nuestra arma es el Santo Rosario".

Luzmira explica: "En todo el mundo, la Legión funciona con senatus, una especie de administración en cada país que depende directamente de Dublin, acá en Chile hay uno en Santiago. Del senatus se desprende la regie, la curia, y el presidium, que es el grupo más pequeño. En Atacama hay seis presidium, cuatro en Copiapó, uno en Caldera y otro en Vallenar, con alrededor de 68 oficiales y más de 360 auxiliares, que alguna vez fueron oficiales pero por edad o enfermedad ya se han retirado".

Rosa: "Una vez al año nos consagramos en una fiesta que se llama Acies, cada 25 de marzo, con una misa. Le pedimos a la Virgen que nos dé fuerza para continuar entregándonos a nuestro servicio a los demás, un año más".

¿Cuál es el trabajo de los legionarios?

Rosa: Evangelizar es la primera misión, ayudar al prójimo para la salvación de sus almas, con un trabajo activo, como visitar enfermos en casas y hospitales, algunos son ministras de la comunión que llevan la comunión a los enfermos. Hemos ayudado a cuidar a los ancianos en hogares de ancianos, tarea que se interrumpió con la pandemia. No ayudamos económicamente, nuestro apostolado es ayudar en la salvación de las almas.

Luzmira: también podemos ayudar en las misas, leer los salmos, las moniciones, dar la comunión, lo que nos pida el sacerdote o la comunidad parroquial. Todo por amor a Dios a través de la Santísma Virgen.

Centenario

Rosa: Estamos alegres por cumplir los cien años. En Atacama cumplimos 63 años. El presidio más antiguo actualmente activo es el de Nuestra Señora de Lourdes, que funciona en la Catedral. Vamos a cumplir 62 años.

Agradecen especialmente a quienes han apoyado y guiado en la formación, los diáconos Ricardo Rojas y Juan Cáceres. También a los sacerdotes que han acompañado el caminar de este movimiento. Juan José Meyer, Oscar Coseman, Jesús Oyarzábal, Luis Cooper, Sergio Soto, Rogelio Wouter y Pablo Renders, que han sido guías esprituales. Mencionan también el apoyo de los sacerdotes Juan Barraza, Francisco Javier Medina, Mario Vignola, Giuseppe Bellini, Rodrigo Herrera, Fabrizio Restante, el hermano Pascual Varela y el hermano Martín Padilla.

Ambas agradecen a los obispos, "con especial cariño a monseñor Fresno, que trajo el movimiento a la diócesis; a don Carlos Camus; a don Fernando, que siempre estuvo pendiente, nos visitaba; a don Gaspar, por su cercanía, su formación y apoyo como obispo mariano; a don Celestino; ahora a don Ricardo, también de congregación mariana; obispos que han acompañado y ayudado de una u otra forma, en el trabajo de la Legión".

¿Cuáles son los desafios de la Legión de María?

Rosa: Ganar almas para Dios es lo principal. Nosotros los legionarios también tenemos que santificarnos primero, a tarvés de la oración y del servicio.  

Luzmira. Seguir sirviendo a la Iglesia en todo lo que nos pida. También, incorporar más gente a través del reclutamiento.

Rosa: a mucha gente le gusta la Legión pero les cuesta aceptar nuestra disciplina, porque tenemos reuniones semanales obligatorias todo el año, no tenemos recesos o vacaciones.

¿Cómo reclutan?

Luzmira: misionando, golpeando puertas, conquistando a las personas, haciendo revisitas, para dar a conocer qué es la Legión, les invitamos a participar. Antes de la pandemia entregabamos el boletin La Palabra. En pandemia esto ya no se imprime.

Si alguien quiere ser legionario, ¿qué debe hacer?

Luzmira: Pueden ir a la Catedral, a la capilla Cristo Resucitado del sector de La Candelaria, la capilla Santa María de los Ángeles, del sector misionero que pertenece a San Francisco. También estamos en la parroquia San Vicente de Paul de Caldera y en Vallenar, en la parroquia Inmaculado Corazón de María.

Rosa: Es fundamental tener vocación se servicio, devoción a la Santísma Virgen y estar dispuesto a servir a los demás en este apostolado, con humildad, obediencia y amor.

La Legión de María celebrará la misa por su centenario en la Catedral de Copiapó, este viernes 10 de septiembre a las 12 horas, presidida por el Obisop, Monseñor Ricardo Morales

Obispado de Copiapó
Facebook
Ver

Obispado de Copiapó
Youtube
Ver

Obispado de Copiapó
Twitter
Ver

Obispado de Copiapó
Radio Santuario FM
Ver